La campaña de «botellas de amor» redobla la apuesta en San Juan y se viene una feria

La campaña de «botellas de amor» redobla la apuesta en San Juan y se viene una feria

Las emprendedoras de «Mazla Green» quedaron gratamente sorprendidas al recibir 15.000 ecobotellas que se convertirán en ladrillos reciclados para un parque sustentable.

Tras una exitosa convocatoria, las emprendedoras Simonet y Geraldine Sattler, propietarias de «Mazla Green», ya planifican la continuidad de su campaña para reunir más «botellas de amor» para construir un parque sustentable. Se trata de ladrillos ecológicos que se realizan rellenando botellas plásticas con elementos reciclados.

En la primera jornada especial que organizaron en su local, contaron con el apoyo de la Municipalidad de la Ciudad de San Juan y de emprendedores que apuestan a lo sustentable. Simonet Sattler destacó a Diario La Provincia SJ que «la movida fue todo un éxito ya que recibimos a muchas personas a colaborar. De acuerdo al conteo que hicimos, nos aportaron aproximadamente 15.000 botellas y la gente sigue trayendo sus ecoladrillos».

La municipalidad colaboró con la logística y también les facilitó contenedores para depositar las donaciones y también para realizar la separación de residuos. «Además, los chicos de Pruxi y Papelanda se llevaron importantes donaciones de papel. Como para tener una idea, fueron dos viajes de una camioneta 4×4. Y en el caso de «Hecho Bolsa» también recepcionaron material para trabajar en la creación de nuevos productos», dijo.

Lo que se viene ahora es una nueva jornada en la que, tras ver la respuesta de la gente, «podamos estar en otro lugar, con más capacidad y hacer una feria con más emprendedores e incluso implementar un eco-canje. De esa forma, los sanjuaninos van a tomar conciencia del manejo responsable de los residuos y la importancia del reciclaje para no contaminar».

Mientras tanto, siguen en la búsqueda de un transporte que pueda llevar las «botellas de amor» a Buenos Aires a la planta que las procesa. «A la par, también estamos diseñando un contenedor que sea exclusivamente para depositar las botellas. También resaltamos que el Colegio Inglés también hizo su aporte de botellas y nos ofreció un lugar para guardarlas, algo que nos viene muy bien», planteo Simonet.

Vale destacar que el local de «Mazla Green» (avenida Libertador Gral. San Martín y Ameghino, Capital) se pueden llevar las ecobotellas.

Un proyecto sustentable

«Con esta campaña queremos juntar 18 toneladas de «botellas de amor», que son de PET y se rellenan de plásticos que no tienen posibilidad de ser reciclados y que son comúnmente los envoltorios de comida, las bolsas de polietileno. Deben estar limpias. El contenido debe estar prensado para que la estructura de la botella esté lo más firme posible. A partir de eso, esperamos lograr la construcción de un pequeño parque sustentable que queremos donar al Club Parque Independencia. Allí se le da la merienda a más de 100 chicos y somos colaboradores de sus eventos; tratamos de ayudarlos siempre», había comentado la emprendedora a este diario.

En el local de «Mazla Green» (avenida Libertador Gral. San Martín y Ameghino, Capital) ya están las primeras «botellas de amor» que entusiasman a las emprendedoras en este desafío que tendrá sus etapas. «Queremos generarla una vez al mes para que la gente acerque sus residuos que pueden ser bien gestionados. Por ejemplo, el Parque de Tecnologías Ambientales los vende a empresas. Además, incentivamos a la economía local de los emprendedores que hacen productos maravillosos, en función de la recolección de residuos reciclables», agregó.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.